La DEA se encuentra rastreando a dos aliados de Álex Saab, quien permanece encarcelado en Cabo Verde y es solicitado por la justicia de los Estados Unidos.

Se trata de Juan José y Reinaldo Slebi de la Rosa, ambos empresarios millonarios colombianos con negocios en ese país y Panamá, según publicó el medio colombiano El Tiempo.

Se pudo conocer que fueron estos dos hombres quienes “le presentaron a Álvaro Pulido, otro de los que aparecen en el indictment por lavado, superior a los 350 millones de dólares y vinculados a corrupción en las entrañas del régimen venezolano”.

Según la publicación de El Tiempo agentes de la DEA documentaron que por esa vía Saab movió a Estados Unidos al menos 420.000 dólares.