Por estar acusado de lavado de dinero y otros delitos, la justicia de Cabo Verde ratificó la prisión preventiva del empresario Alex Saab, quien fue detenido en días pasados por autoridades de la Interpol.

Desde este momento, Estados Unidos cuneta con 40 días para solicitar formalmente su extradición. Como se recordará, Saab es solicitado por la justicia norteamericana y se le señala como uno de los principales testaferros de Nicolás Maduro.

En Colombia, autoridades de ese país declararon extinción de dominio sobre algunos bienes del Saab, por considerar que forman parte de un patrimonio ilícito.

Por su parte, colaboradores de Maduro en Venezuela rechazaron la detención del empresario colombiano.