Un sismo de magnitud 5,3 sacudió a la localidad de Zagreb en Croacia este domingo en medio de la cuarentena que se vive en la mayor parte del mundo ante el avance del coronavirus.

El temblor, que se sintió en Austria y Eslovenia, causó diversos destrozos materiales en la ciudad y dejó varios heridos, entre ellos un adolescente que se encuentra en estado crítico después de que un techo se desplomara sobre él.

Este terremoto es el más grande que se ha registrado en Croacia en los últimos 140 años. Se pudo conocer que edificios importantes como la Catedral de la ciudad y la sede del Poder Legislativo fueron severamente afectados por el movimiento telúrico.

Las autoridades croatas han instado a los ciudadanos a volver a sus casas y a no permanecer reunidos ante el temor de la propagación del Covid_19.