Ángel Román Castillo falleció luego de permanecer luchando por su vida más de 20 días en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Domingo Luciani, en El Llanito.

Castillo fue víctima de la delincuencia una noche cuando regresaba a su casa en Petare y fue abordado por un hombre, que para robarlo, le propinó un tubazo en la cabeza que lo dejó inconsciente. Desde ese momento fu trasladado al Domingo Luciani, donde finalmente falleció.

La víctima se dedicaba al comercio informal y, de momento, no se ha detenido al responsable del atroz crimen.