El ex presidente de Bolivia, Evo Morales, se retractó a través de un comunicado en Twitter de el llamado que días atrás hiciera de crear “milicias armadas” en Bolivia tal como existen en Venezuela.

La declaraciones de Morales habían generado gran malestar en el gobierno interino de Bolivia, quienes se quejaron oficialmente ante la Cancillería Argentina, país en el que se encuentra Evo Morales.

“Reafirmo mi convicción más profunda por la vida y por la paz”, escribió Morales en Twitter junto al comunicado.