El presidente de Colombia, Iván Duque, condenó los actos de violencia registrados ayer durante el paro nacional.

Duque aseguró que” los hechos sucedidos, tras las marchas de hoy (ayer), son vandalismo puro y no obedecen a la expresión de la libertad popular, ni serán legitimados por el derecho a la protesta”.

En el mismo orden de ideas agregó que “no permitiremos saqueos, ni atentados contra la propiedad privada y aplicaremos todo el peso de la ley. Desde el primer día de Gobierno he sido claro: ni el crimen ni la violencia tienen espacio en nuestra sociedad”.

Duque resaltó “la actitud de la ciudadanía que rechazó a los vándalos y dejó claro que para expresarse no se necesita acudir al vandalismo. Hoy hablaron los colombianos y los estamos escuchando. El diálogo ha sido la principal bandera de este Gobierno, el cual debemos profundizar con todos los sectores y acelerar la agenda social y de lucha contra la corrupción”.