Desde que inició la violencia en el estado Apure entre grupos irregulares de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) por hacerse del control del paso fronterizo, se han desplazado hacía el municipio Arauquita de Colombia unos seis mil venezolanos.

Esta información la dio a conocer la dirigente política Gaby Arellano este martes 13 de abril, a la par que  solicitó a Julio Borges y Tomás Guanipa, ambos funcionarios de Juan Guaidó, que se apersonen a la zona de frontera para acompañar en el drama que viven las familias venezolanas.

Arellano también solicitó la intervención urgente de la Organización de Naciones Unidas (ONU)