La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) mostró su preocupación por las recientes incursiones militares de Rusia en Ucrania y sus alrededores, hechos que han calificado como “acciones desestabilizadoras” que socavan los esfuerzos y violan el alto al fuego acordado el pasado mes de julio de 2020.

“La OTAN sigue apoyando la soberanía y la integridad territorial de Ucrania. Permanecemos atentos y seguimos vigilando de cerca la situación”, dijeron fuentes allegadas al Consejo del Atlántico Norte que participaron en una reunión en días pasados para abordar este conflicto.

Por su parte, el presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, aseguró que mantendrá su apoyo incondicional al gobierno ucaniano de de Volodimir Zelenski.